Seguidores

20 de octubre de 2011



REGRESO ANHELANTE



Nunca pensé que sería tarde...
siempre imaginé que pasaría...
que un día volverías para quedarte,
y eternamente me querrías.
Pero ya no podía esperarte,
no me quedaban recuerdos,
los mató mi mente cobarde,
y el infame paso del tiempo.

Si agotados tus vacuos anhelos,
regresas derrotado y apelante;
no seré yo quien calme,
ese corazón implorante.
Pues pasaron los años de mi esperanza...
se consumieron mis deseos de amarte...
retorcidos entre las hojas del libro...
aquel con el que me dejaste.

 © Safe Creative

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Páginas vistas en total